Con Griñán en Casariche y Badolatosa

Con Griñán; el alcalde de Casariche, Basilio Carrión, y vecinos y vecinas.

Ayer tuve la oportunidad de estar con José Antonio Griñán, compañero y presidente de la Junta de Andalucía, en municipios como Casariche y Badolatosa. Fue una jornada intensa en la que compartimos con los alcaldes y sus vecinos y vecinas algunas impresiones de necesidades y proyectos venideros para ambas localidades. En este sentido, Griñán se comprometió a avanzar y apoyar las iniciativas propulsadas desde el ámbito local.

El alcalde de Badolatosa, Antonio Manuel González, y su equipo de gobierno, acompañados por Griñán y la consejera Micaela Navarro.

Voy a intentar hacer un resumen y ser conciso. En Casariche, mostró su satisfacción por iniciativas enriquecedoras como el Centro Especial de Empleo, por lo que apostará por su ampliación. En la actualidad, trabajan unas 10 personas que sufren algún tipo de discapacidad física, y realizan obras artesanales de cerámica. Piezas que luego venden a distintas empresas de España. Me parece una sabia decisión reforzar este foco de empleo. Hablaron de muchas más cosas, entre otras, de la transformación paulatina de la Unidad de Estancia Diurna de la localidad en una residencia.

En Badolatosa lo que más urgía al pueblo es disponer de un servicio de urgencia para una mayor garantía sanitaria del municipio. Por otro lado, me parece interesante la apuesta del alcalde de este pueblo por el desarrollo industrial y del propio sector agrario. De hecho, se van a dar los primeros pasos para la urbanización de un polígono industrial -con él ya todas los municipios de la Sierra Sur dispondrían de una zona de oportunidad empresarial-, éste se podría financiar a través de fondos europeos.

Por último, en relación al sector agrario; gracias a la subvención de 300.000 euros de la Junta al campo sevillano para la modernización de los sistemas de riego, las comunidades de regantes y pequeños agricultores de la zona, han visto en aumento su producción de aceituna – nos comentó el alcalde que, en ciertos periodos, han llegado a duplicar la producción-. Ahora, pretenden ampliar en 250 hectáreas el terreno explotado, con la misma cantidad de agua. Buena forma de gestionar.